• Al cumplirse su 125 aniversario, Aguas de Valencia se ha posicionado como una empresa innovadora y exportadora de conocimiento para la gestión eficiente de los recursos hídricos, presente en toda España así como en Angola, Catar o Ecuador.
  • Gracias a la optimización de los procesos y la gestión única de los recursos hídricos y energéticos, el Grupo Aguas evita la emisión de más de 4.000 toneladas de gases de efecto invernadero, causantes del cambio climático.
  • El Grupo Aguas considera la I+D+i un elemento fundamental para ser competitivos y ofrecer a sus clientes los servicios que éstos precisan, de acuerdo a sus necesidades reales.

Por su parte, otra importante área del Grupo presente en EFIAQUA es el de aguas residuales, donde esta empresa ha recibido importantes distinciones: Life Ecodigestion, premio Bioenergía ORO, que la acreditan como una empresa que cree decididamente en la I+D+i, como único modo de mejorar sus procesos y ofrecer a sus clientes el servicio que precisan.

Hoy, coincidiendo con la inauguración de la feria EFIAQUA, cuya presidencia ostenta desde la pasada edición, el Grupo Aguas ha presentado diversas iniciativas que la posicionan a la vanguardia tecnológica del sector en el ámbito nacional e internacional.

Un ejemplo de ello, es el proyecto de telelectura de ‘contadores inteligentes’ que el Grupo Aguas lidera en España y que, a la conclusión del presente año, culminará con un parque de contadores operativos de 650.000 unidades. Gracias a esta iniciativa, Valencia será la primera ciudad europea que dispondrá completamente de contadores inteligentes en todos los hogares, a final de este período.

La telelectura es un proyecto multiplataforma desarrollado por esta empresa, único en el sector, que permite realizar la lectura de los contadores, de cualquier fabricante, a distancia, en tiempo real y desde un centro de control, lo que contribuye a la optimización del servicio.

Esta preocupación por la innovación coincide plenamente con su voluntad de mejorar la atención a sus grupos de interés y, sobre todo, por gestionar y trabajar proactivamente para incrementar sus niveles de excelencia. Un ejemplo de ello, es la gestión única y eficiente de los recursos hídricos y energéticos a la hora de garantizar el agua a sus clientes. En este sentido, esta vocación de servicio le ha permitido, por una parte, ahorrar 2.000 millones de litros -800 piscinas olímpicas- gracias a los trabajos de detección de fugas y optimización de la red; al mismo tiempo que ahorrar 3,2 millones de kwh/año, evitando la emisión de 1.200 toneladas de gases de efecto invernadero a la atmósfera.

 Fuente: iagua